Un inicio modesto con grandes ambiciones

Algunas de las historias más sorprendentes comienzan en un cobertizo, un cuarto de la casa o en el patio trasero; William Harley y Arthur Davidson iniciaron la suya así.

En 1903, estos dos personajes norteamericanos comenzaron a crear sus primeras motos. En un inicio utilizando estructuras de bicicleta reforzadas con bloques de 400cc, dato significativo que demuestra que desde un inicio pensaban en “grande”. Estas primeras unidades “curiosamente” no contaban con freno delantero, ni velocidades y la transmisión de potencia se realizaba por medio de una banda de cuero.

Sí, aquí comenzó todo

Sí, aquí comenzó todo

El desarrollo continuó de manera lenta. Para 1908 Harley-Davidson presentó la F-head Single Silent Grey Fellow que si bien seguía siendo básicamente una bicicleta, el vehículo ya contaba con mejoras en el cuadro, sentando las bases de la posición de la posición de manejo baja actual. Y hablando de momentos históricos en 1909 se presentaría el modelo 5D el cual presumió el primer V-Twin (dos cilindros) de la marca, algo que se convertiría prácticamente en una firma de Harley-Davidson.

En esta primera década, los motores de Harley–Davidson rondaban los 800 cc pero con una potencia inferior al los 10 hp. Con los años las unidades comenzaron a evolucionar a las formas clásicas que conocemos hoy en día; el chasis de bicicleta quedó atrás un ejemplo de esto es el modelo 11J de 1915.

Arthur Davidson y William S.-Harley

Arthur Davidson y William S. Harley

Durante la siguiente década aparecieron motores de 1.200 cc con alrededor de 20 hp.

La década de los 30´s fue para las Forty-Five, modelos que sirvieron para la creación y decoración de las Cross Bones que dejaron de fabricarse hace unos 5 años, nace también nació el concepto Knucklehead, muy reconocido por los seguidores de la marca.

A finales de la década de los 40 se presentó la Panhead Springer, moto muy asociada a las unidades que fueron utilizadas durante la II Guerra Mundial.

La-única-súper-deportiva-la-VR1000-en-1994

La-única-súper-deportiva-la-VR1000-en-1994

Las primeras décadas sentaron algunas de las bases en las que se inspiran los modelos actuales pero sin lugar a dudas, la de los 50´s es la que marca la estética en las Harley-Davidson que hoy conocemos.

Durante este decenio también surgieron adelantos tecnológicos como en la Hydra Glide, la cual dejó atrás la suspensión mecánica Springer por una horquilla telescópica. Desde estas épocas la marca se concentró en crear una mayor cantidad de familias de sus motos: unidades para viaje, personales e incluso triciclos. Por lo general todas estas variantes fueron impulsadas por un mismo tipo de motor manteniendo una mecánica básica muy similar entre ellas; posiblemente esta estrategia reducía costos pero al paso del tiempo provocó que sus desarrollos fueran rebasados por los avances tecnológicos.

El Modelo K que evetualmente se convirtió en la Sportster 1952

El Modelo K que evetualmente se convirtió en la Sportster 1952

El modelo Sportster se sigue comercializando hoy en día, estas son algunas de las motos inspirada en el modelo de los años 50: