El día de ayer se llevó a cabo la presentación de la Scrambler Ducati Pop-Up Store en Polanco ciudad de México. Esta Pop-Up Store, o tienda emergente, es la primera a nivel mundial y abrirá sus puertas al público del 30 de mayo al 19 de Junio.

La Scrambler Ducati se ofrece en tres versiones: Urban Enduro, esta diseñada para los amantes del estilo urbano enduro; Full Throttle, los que aman el mundo de las carreras de pista plana y la Classic concebida para los que aprecian los detalles con un “look” retro. La tienda busca reflejar esta misma diversidad ofreciendo ropa y accesorios llamados “ingredientes”.

El nombre de Ducati Scrambler no es algo nuevo realmente ya que nos remonta al periodo comprendido entre 1962 y 1974 cuando la marca construyó esta moto con motores que iban de los 250 cc hasta los 450 cc extraídos de un motor de un solo cilindro.

El concepto Scrambler es un estilo de motocicleta que nació con las constantes variaciones que se realizaban ante de forma artesanal, podríamos decir que es una subcategoría del movimiento Café Racer. Las Scrambler en principio son motos naked, (con poco o nada de carenado), pero en este caso emplean suspensiones con mayor recorrido, llantas tipo doble propósito y un escape con una inclinación hacia arriba.

En el pasado el mundo de las motos era muy complicado ya que había pocas marcas y eran muy caras, y prácticamente no existían los accesorios. Por ello los usuarios hacían sus propias modificaciones para adaptarlas a sus necesidades, y si no había caminos pavimentados, pues necesitaban una moto que resistiera la falta de camino pero que pudiera andar en la calle normalmente. Posiblemente una de las motos más famosas de este segmento es la Triumph TR6 Trophy, con la que Steve McQueen escapó en la película “El Gran Escape”.

En el presente ya muchas marcas cuentan con modelos con aires retro, y Ducati no podía quedarse atrás, si bien esta moto ya se había presentado en México no había tenido la suficiente difusión. La nueva generación de la Scrambler cuenta con un esbelto motor bicilíndrico 803 cc de 75 hp y un par motor de 50 lb-pie acoplados a una caja de cambios manual.

La idea de Ducati es ofrecer al mercado uno de sus productos a un costo accesible, pero con un grado de personalización total, que puede agregar elementos visuales y funcionales, que van desde el asiento hasta los escapes, algo que aprecian mucho los motociclistas.

Por otra parte, la configuración y peso de la moto (en el rango de los 186 kg) la hacen una excelente opción para moto citadina, la suspensión es capaz de hacer llevaderos los malos caminos y las llantas que hacen reminiscencia a las Scrambler del pasado son aptas para tierra y pavimento. Una moto con mucho estilo y sobre todo una Ducati con un precio mucho más alcanzable. La Ducati Scrambler base arranca en los 131.490 pesos mexicanos, ayer en la presentación habían tres “customizadas” de fábrica con un precio de 157.900 pesos.