De momento la marca norteamericana Victory ha mantenido un crecimiento a la sombra de Indian ya que pertenecen al grupo Polaris, esto podría ser un tanto extraño ya que son marcas con productos grandes 100% norteamericanos, pero manejan conceptos diferentes. Victory cuenta con motos de diseños extrovertidos y carenados angulosos que dan una vista aun más ruda. Esto se puede ver en las líneas que manejan, Cruiser, Baggers y Touring.

Ahora para la familia de Cruiser a llegado una nueva opción de entrada pero eso no significa que sea pequeña ya que la Victory Octane que se sitúa por debajo de opciones como 8-Ball, High-Ball o Gunner mide 2.270 mm de largo y cuenta con un motor V-Twin de refrigeración líquida de 1.179 cc, el cual genera 104 hp y 103 Nm de par motor. El peso como podrá imaginarse es elevado y se queda en el rango de los 243 kg en orden de marcha.

El desempeño de velocidad suele no ser importante en este tipo de motos pero Victory anuncia que puede lograr los 100 km/hr en 4 segundos, algo destacable para una moto de estas dimensiones.

Victory Octane

Victory Octane. Foto: Victory Motorcycles

El diseño no puede dejar de hacernos compararla con la Dark Horse de sus “primos” de Indian y es que en ambos modelos podemos ver una decoración oscura y metal pintado en negro en casi todo el conjunto, lo único que escapa son las tapas del motor, suspensión, disco de freno y tornillería.

Victory Octane ofrece un chasis de aluminio que mejora las capacidades dinámicas del modelo así como un ángulo de la dirección no tan proyectado hacia el frente, esto causa que pueda maniobrar de mejor manera a bajas velocidades.

Los detalles que destacan además del terminado oscuro, son las formas rectas del mínimo carenado, así como el cubre faro que evoca a las motos café racer, tal vez lo único que desentona un poco (cuestión de gustos) es el tablero de instrumentos, que se escapa de las formas rudas para mostrarnos algo más genérico. Por una parte es bueno que Victory tenga este nuevo modelo, pero tal vez deberían crear cosas totalmente diferentes a lo que ya hace Indian.