Sin dudas cada que nos enteramos que una marca de motos cierra es algo doloroso, pero en este caso se torna algo lógico ya que dentro del Grupo Polaris se encontraban dos marcas similares, Victory Motorcycles e Indian Motorcycle. El problema de la primera es que sus ventas habían bajado dramáticamente en un periodo menor a tres años, representando apenas el 3% de las ventas dentro del conglomerado, esto en otras palabras significaba que solo se vendían 10.000 motos al año y esto en Estados Unidos.

Polaris ha apostado todo a Indian y les ha resultado bien con un repunte de ventas y convertirse en una verdadera opción de Harley-Davidson (incluso mejores) la gama se renovó al igual que los motores, pero esto también había pasado en Victory, de hecho apenas el año pasado presentaron la nueva Octane, aunque para ser justos es similar a la Scout de Indian.

Victory Magnum X1

Victory Magnum X1

Otro punto extraño de este cierre y que esperamos no se olvide es que Polaris compró en 2015 la marca Brammo de motos eléctricas e incluyó en su catálogo la Empulse TT, con un diseño y prestaciones obviamente alejadas de las motos tradicionales, pero este desarrollo podría continuar paralelo a Indian o al menos aprovechar ese concpto de alguna forma.

Polaris dará garantía a los compradores de Victory conforme a la ley, es decir 10 años de partes y refacciones. Por lo que los clientes de la marca podrán tener esa confianza, mientras que en Estados Unidos seguramente se realizarán ofertas interesantes para sacar todas las motos a la venta.

Victory Empulse TT

Victory Empulse TT

Victory Motorcycles se diferenció por ser una marca de motos custom al 100%, pero con un estilo moderno y llamativo, casi de motos de concurso, como ejemplo la Bagger Magnum X1 o la impresionante Vision para viajes, que realmente son las motos que se extrañaran al ser tan particulares en su diseño mientras que el resto de la gama podríamos considerarlo como genérico.

Adiós Victory Motorcycles y esperemos que Indian Motorcycle mantenga su crecimiento y sobre todo se habrá a nuevas opciones de mercado como la moto de competencia de Flat-Tracker Racer, la FTR750 con gran estilo que puede usarse como una custom de entrada y claro seguir con el desarrollo de motos eléctricas.