Posiblemente el nombre Confederate Motors no sea muy conocido, pero seguramente después de leer estás líneas la próxima vez que lo escuches sabrás de lo que estamos hablando. Confederate Motors es una empresa asentada en Alabama, Estados Unidos que desde su fundación en 1991 tuvo algo muy claro, ser caros, ostentosos y muy americanos, es decir grandes máquinas que sirvan para recorrer los caminos bajo el lema de “diseño inteligente con verdadera inspiración americana”.

La marca Confederate oficialmente vendió su primera moto en 1994 y en estas dos décadas han ampliado su portafolio a tres modelos que tienen como inspiración los aviones caza, Hellcat Combat F131, Wraith B120 y Fighter P120. En el caso de las dos primeras el costo era de 92,000 dólares. Ahora llega la segunda generación de la Combat Fighter, la G2 P51 Combat Fighter que luce impactante, ostentosa y egoísta ya que esta inmensa máquina es para una sola persona.

Para darnos una idea de este modelo, el chasis está hecho de aluminio de grado aeroespacial (aluminio 6061-T6), mismo que tiene una patente Confederate; de este material también está hecho el bloque del motor V-Twin de 2.163 cc que genera 200 hp y un par motor de 170 lb-pie. Esta potencia va a la llanta trasera mediante cadena y una caja de cambios de cinco pasos.

Algo que llama la atención son los rines de la G2 P51 Combat Fighter, que están hechos en fibra de carbono, el trasero con lenticular y el delantero de cinco brazos. Destaca también la suspensión delantera que es un doble paralelogramo deformable mientras que el basculante trasero cuenta con un amplio recorrido de amortiguación. En ambos casos se puede regular la compresión y rebote.

Otro punto de diseño que ofrece la G2 P51 Combat Fighter es el que está ubicado en la parte superior, nos referimos al tanque de combustible que es de solo 14.20 litros, algo que podría ser insuficiente para este bloque. Justo debajo del asiento podemos ver una superficie transparente con el combustible y arriba en otra “ventana” igual se encuentra el filtro de aire. Todo el conjunto peso 226 kg y el manejo se antoja complicado no solo por la altura de la posición del conductor sino también por el peso situado en la parte media de la moto debido al bloque bicilíndrico.

La Confederate G2 P51 Combat Fighter estará disponible en 2 opciones de colores: aluminio pulido que es la marca de la casa y negro, entre las dos solamente se fabricarán 61 unidades con un precio de 113,900 y 119,500 dólares estadounidenses.