Mercedes-Benz tenía como objetivo el poder tener una marca de motocicletas, y con eso poder tener una verdadera pelea con BMW y su división Motorrad, pero Mercedes no desarrollaría algo nuevo así que buscó una sociedad. A principios del 2011 lo intentó con Ducati, donde incluso existió una versión especial de la Diavel pero esto no prosperó por la adquisición de la italiana por parte del Grupo VAG.

Pero a finales del año pasado Mercedes-Logro adquirir un 25% de MV Agusta, con un convenio que suponía ingreso de capital para el desarrollo de las motocicletas, pero hasta la fecha las cosas se han mantenido un tanto estancadas. Aunque aprovechando el Salón de Frankfurt ambas marcas decidieron hacer un trabajo en conjunto.

El resultado es una MV Agusta F3 800 inspirada en el Mercedes-AMG GT S Edition 1, el cual es alimentado por el motor V8 biturbo de 510 hp. La motocicleta comparte los colores del auto, es decir cuenta con el tono Solarbeam en combinación con los tonos negros. El asiento de la F3 muestra costuras amarillas como en el caso de los interiores del GT S.

Los cambios de la moto solo se quedan en el aspecto visual y mantiene el apartado mecánico de un motor tricilíndrico de 798 cc que genera 148 hp y un par motor de 88 Nm, para mover un conjunto de 173 kg.

De momento esta moto será única y según la respuesta que tengan en Frankfurt podrían pensar en una edición limitada, pero lo que sin duda esperamos es que las marcas trabajen de forma conjunta para la creación de algo nuevo, imaginemos, la experiencia y diseño de MV Agusta con la ingeniería y los recursos de Mercedes-Benz.