El desarrollo en nuevas tecnologías de Mercedes-Benz, posiblemente sea uno de los mejores en la industria ya que esas ideas que en principio nacen como un concepto a mediano plazo se integran a los modelos de serie. El día de hoy ya vemos sus aplicaciones eléctricas e híbridas así como diseños que provienen de sus “show cars”.

Ahora, durante el Salón de Frankfurt presentan u nuevo modelo denominado IAA (Intelligent Aerodynamic Automobile). En este modelo en principio de cuentas destaca el diseño que recuerda un poco el del VISION Gran Turismo, aunque ahora llevado a un sedán más señorial, en el cual muestra líneas muy limpias en la carrocería.

La parte delantera destaca con una amplia parrilla, aunque ese rasgo de diseño ya se había visto en anteriores conceptos, en las fotos podemos ver apoyos aerodinámicos que flanquea dicha parrilla, el costado incorpora tomas de aire en la zona de las llantas. Atrás cuenta con un diseño envolvente también de gran tamaño que aloja las luces verticales y el difusor.

Destaca la forma la caída trasera tipo Fastback con una superficie del techo en cristal abultado como en el Peugeot RCZ, que baja hasta la parte posterior. Los rines de 20 pulgadas al mismo tono de la carrocería complementan la vista.

Al interior las cosas son menos sobrias y cuenta con una iluminación un tanto estridente de tonalidades lila, morado y azul en las salidas de aire acondicionado, pantalla y una franja que cruza todo el interior. Esta luz se ve maximizada por las superficies cubiertas por aluminio pulido.

Los asientos son delgados con un diseño minimalista que acompaña a la consola central y una gran pantalla horizontal que muéstralos valores de velocímetro estado del auto e info entretenimiento.

En el apartado mecánico las cosas son relativamente normales, ya que es un híbrido enchufable con un motor térmico y uno eléctrico que suman 279 hp que pude alcanzar una velocidad máxima de 250 km/hr. El IAA puede circular en modo puramente eléctrico por unos 66km.

Hasta aquí el Mercedes-Benz Concept IAA parecería que es solo un concepto más pero como lo dice su nombre cuenta con una aerodinámica “inteligente”. El coeficiente de resistencia normal que ofrece, es de 0.25 cuando se circula en ciudad pero al pasar de los 80 km/hr se puede reducir hasta 0.19, valor que iguala al Volkswagen XL1 de mayor tamaño.

Lo anterior se logra al alargar la carrocería y adecuar las tomas de aire. Al frente la parrilla cambia de ángulo, las tomas laterales se integran a la carrocería, los rines adoptan una forma plana y la parte trasera crece dándole una caída trasera todavía más amplia. Este incremento es de 39 cm, por lo que obviamente el auto también crece, desde los 5.04 metros hasta los 5.43metros.

Este desarrollo podría integrarse en un futuro a la Clase S, y no en cuestiones de piezas que hagan crecer al auto, sino en una aerodinámica activa según la velocidad, algo como lo que usa el Pagani Huayra, pero en un modelo de lujo.