El Salón de Ginebra se convirtió en una auténtica pasarela automotriz con autos conceptuales súper deportivos, además claro de nuevas tecnologías que estarán en el mercado a mediano y largo plazo. Sin más aquí les dejamos todas las fotos